Logo Acreditación Logo Acreditación versión responsiva

Edli 1

 

Este trabajo se enmarca dentro del Plan de Desarrollo Local e Inclusivo, tras un convenio con Senadis, Servicio Nacional de la Discapacidad. Entre los objetivos está fortalecer y formar a dirigentes sociales en situación de discapacidad y a su vez, capacitar a municipios en temas de inclusión.

El año 2015 el Senadis convocó a unidades ejecutoras externas para ayudar a implementación de una Estrategia de Desarrollo Local e Inclusivo en los municipios de Nueva Imperial y Freire. Fue así, como un grupo de académicos de la Facultad de Educación, Ciencias Sociales y Humanidades de la UFRO, comenzaron un intenso trabajo en ambas comunas al alero del Servicio Nacional de Discapacidad.

Este proyecto tiene una duración de 18 meses y su cobertura, se ha ampliado hasta hoy, a la Región de La Araucanía y Los Ríos. Según el director de la carrera de Trabajo Social de la UFRO y además coordinador del proyecto, Abel Soto, el trabajo se engloba en la puesta en marcha de este Plan de Desarrollo Local e Inclusivo, PDLI.

“Estamos realizando una asesoría técnica a ambos municipios (Nueva Imperial y Freire). Por lo que se aplicó un índice para un diagnóstico, para así tener la radiografía del momento y levantar la demanda de personas en situación de discapacidad de ambas comunas y conocer las propuestas de las organizaciones, viendo además, cómo el municipio está implementando las acciones de inclusión social en el ámbito comunal, en temáticas como salud, justicia y accesibilidad universal”

Esta estrategia incluye la elaboración de al menos 8 productos, entre los cuales destaca la“Escuela de Gestión Social y Territorial”. Dicha Escuela está implementada en 16 comunas entre la Región de La Araucanía y Los Ríos, cuyo objetivo principal es capacitar a dirigentes de organizaciones sociales con personas en situación de discapacidad.

La Directora alterna del equipo EDLI y académica del Departamento de Trabajo Social de la UFRO, Cecilia Bastías, explicó que “hay una participación bastante sólida, en el compromiso de los municipios para convocar a los dirigentes. No es fácil, al principio parten con cierto escepticismo, pero cuando empiezan a ver que es una escuela que entrega la UFRO, que tiene certificaciones y es un trabajo prolongado en el tiempo, se unen”.

ESCUELAS DE GESTIÓN

Esta experiencia de intervención se caracteriza por varios elementos, uno de ellos es la formación sistemática a líderes comunitarios relacionados con las temáticas de inclusión, discapacidad, regulación de proyectos y manejo de recursos financieros, entre otras.

Abel Soto, agregó en este contexto, que “esta Escuela involucra a una comuna cabecera y dos comunas más; en el caso de Freire, las otras dos comunas convocadas son Pitrufquén y Gorbea; en el caso de Nueva Imperial está Cholchol y Carahue. Además, se está trabajando en otras comunas en forma paralela en el marco del Programa de Participación Inclusiva Territorial”.

A estas se suman, Escuelas de Gestión Social y Territorial en Villarrica, involucrando a Pucón y Loncoche; Victoria con Traiguén y Curacautín. Prontamente, se unirá Angol con Cunco. “Creemos que antes de fin de año abriremos la escuela en Valdivia, que es una comuna grande y se puede ampliar ahí a cuatro comunas más”, explicó el coordinador del proyecto.

Cecilia Bastías por su parte indicó que “estamos dejando un capital humano instalado que contribuya a la gestión local y territorial. Creo que ese es uno de los mayores impactos que está teniendo la escuela ahora”, afirmó.

El proyecto además contempla, capacitación a los funcionarios públicos y una formación a funcionarios municipales en temática de inclusión social y discapacidad, lo que conlleva la elaboración de un manual de buenas prácticas inclusivas.