logo ufro sello acreditacion

UFRO congreso forense 1

UFRO congreso forense 1

En Brasil, representante de la policía federal de ese país se mostró interesado en trabajo que presentó una estudiante de la delegación de la Universidad de La Frontera (UFRO), que se hizo presente en el mayor evento latinoamericano de ciencias forenses “InterFORENSICS 2019”.

Una delegación de siete estudiantes de las carreras de Bioquímica y Biotecnología de la Universidad de La Frontera (UFRO), viajó hasta Brasil para participar del “InterFORENSICS 2019", el congreso de ciencias forenses más importantes de América Latina.

Acompañados por la docente de la asignatura electiva de Ciencias Forenses, Alejandra Figueroa, los y las estudiantes de la Universidad pudieron conocer los últimos estudios, avances y desafíos asociados al desarrollo de las ciencias forenses a nivel mundial.

A través de un nutrido programa de actividades, policías, profesionales y expertos de diferentes instituciones y empresas, tanto públicas como privadas, así como también académicos y estudiantes, compartieron en torno a una disciplina que reúne diferentes especialidades científicas que pueden intervenir en una investigación criminalística.

INTERÉS INTERNACIONAL POR ESTUDIOS UFRO

Cursando cuarto año de Biotecnología, Odeth Hurtado presentó en este evento un trabajo que tituló "Adaptación de un protocolo para la recuperación de polen desde tierra adherida a distintos tipos de tela", estudio que establece un nuevo procedimiento para recuperar el polen que se extrae de la tierra fijada en prendas de vestir de algodón, lycra y mezclilla.

“Este estudio del área de la botánica forense se centra en la Palinología, al estudiar la morfología de los granos de polen, permitiendo así la identificación de plantas en un contexto policial. Estas células precipitan en el suelo, permaneciendo su estructura intacta incluso años después. Debido a su tamaño microscópico, los granos de polen pueden ser recogidos y transportados desde una escena del crimen sin ser advertidos por una persona, lo que permite georeferenciarla en un lugar y momento determinado”, explicó la estudiante.

Dado que constantemente se está requiriendo de nuevas técnicas para obtener más pruebas contra un sospechoso, el estudio de Odeth causó impacto en este evento, “ya que para la policía de diferentes países, este tema pertenece a una disciplina emergente y quieren ponerlo en práctica”, aseveró esta futura profesional, quien se ha especializado en la línea de ciencias forenses tras realizar su práctica estival en el Laboratorio de Criminalística de la Policía de Investigaciones de Temuco.

Entre quienes mostraron interés por el trabajo de esta estudiante se encuentra Fabio da Silva Salvador, geólogo y director del Instituto Nacional de Criminalística de la Policía Federal de Brasil, quien valoró el estudio presentado debido a la importancia de los vestigios que se ocultan en el suelo y que pueden ser usados como evidencia, dado que actualmente en la unidad que dirige se están realizando estudios forenses de suelo.

Sobre esta posibilidad de colaboración, la docente Alejandra Figueroa dice que “los estudiantes se han involucrado en disciplinas emergentes, que contribuyen a resolver casos policiales complejos cuando las herramientas clásicas son insuficientes. Es aquí donde los conocimientos adquiridos por los estudiantes se integran con la tecnología para ofrecer soluciones criminalísticas concretas y valoradas por la comunidad científica forense”.

Por su parte, el estudiante Matías García, de la carrera de Bioquímica, expuso en el área de delitos ambientales el trabajo titulado “Tráfico de salmones en Chile: Identificación de procedencia mediante el estudio de escamas”.

Dado que nuestro país se ha posicionado como un importante exportador de salmón, el estudiante propone en su trabajo una técnica rápida, económica, fácil y certera para identificar salmones que crecen en cautiverio y de manera silvestre, para así enfrentar diferentes delitos, que van desde los del tipo tributario hasta el robo de cargamentos con alto nivel de violencia.

Es así como se logró establecer que las escamas cuentan con anillos de crecimiento que poseen características particulares, dependiendo del lugar donde se desarrolló el pez, lo que permitiría reconocer su procedencia en el contexto de una investigación policial. Además, las escamas pueden aportar más antecedentes criminalísticos, como la edad y tipo de alimentación de un espécimen.

“Dado el interés que despertó en el público la técnica expuesta, los estudios pendientes serán profundizados por nuevas generaciones de estudiantes, para completar un protocolo que pueda ser usado por peritos medioambientales”, destacó entusiasmada la docente Alejandra Figueroa, agregando sentirse orgullosa por contribuir en la formación de profesionales que puedan generar conocimiento útil a la sociedad.

De esta manera, las ciencias forenses se alzan como un campo fecundo para el desarrollo profesional de un titulado de las carreras de Bioquímica y Biotecnología, aportando en el levantamiento de nuevas técnicas que, desde la mirada científica, pueden constituir un verdadero aporte para resolver complejos casos judiciales.

 


escrito porEscrito por: Daphne Borman
Facultad de Ingeniería y Ciencias