logo ufroUNIVERSIDAD DE LA FRONTERA sello acreditacion

Dr Eduardo Hebel Weiss

"Estamos en presencia de un fenómeno de larga data y de raíces históricas, frente al cual la Universidad de La Frontera, como la institución compleja, multicultural y diversa, ha decidido asumir un liderazgo, partiendo por el examen profundo de sus propias prácticas y cultura organizacional de acuerdo a las señales y demandas de los tiempos", manifestó el rector de la UFRO, Dr. Eduardo Hebel.

En términos generales, hablar de género es reconocer que las relaciones entre hombres y mujeres están mediadas por construcciones socioculturales -educación, ideología y ciertas normas- que naturalizan las diferencias, impactando en la definición y construcción de las identidades, roles y estereotipos de género, condicionando de manera inequitativa el acceso a las oportunidades.

Estamos en presencia de un fenómeno de larga data y de raíces históricas, frente al cual la Universidad de La Frontera, como la institución compleja, multicultural y diversa, ha decidido asumir un liderazgo, partiendo por el examen profundo de sus propias prácticas y cultura organizacional de acuerdo a las señales y demandas de los tiempos, pues no cabe duda que hoy estamos frente a un escenario de cambio global y un giro cultural de los actores sociales ante a este y otros temas.

Estamos convencidos que es necesario avanzar en la transformación de la cultura universitaria, los estilos de trabajo y de gestión que permitan hacernos cargo de las diferencias y de la invisibilización de la cual han sido objeto las mujeres dentro de nuestras instituciones, atendiendo a sus demandas y problemas; pero sobre todo avanzando hacia un nuevo trato.

Una clara señal en torno a este “nuevo trato” que queremos impulsar se plasmó en la reciente aprobación del Protocolo de Prevención sobre Acoso Sexual, Maltrato, Abuso Laboral y Discriminación Arbitraria, que define un conjunto de orientaciones claras respecto de la actuación y los procedimientos de intervención frente a los actos de violencia, maltrato y abuso.


Este ha sido el primer paso dentro de un itinerario que contempla una propuesta mucho más ambiciosa y en sintonía con nuestra visión y misión institucional que tiene como objetivo institucionalizar el enfoque de equidad de género en todo nuestro quehacer, con énfasis en la formación de profesionales con una visión amplia, consciente y renovada sobre el tema.

 

VER COLUMNA PUBLICADA EN DIARIO EL AUSTRAL DE TEMUCO 

 

 

escrito porEscrito por Gabinete de Rectoría